¿Qué procedimiento emplear contra las decisiones judiciales?

26/07/2017

PALMA DE MALLORCA, 26 Jul. (BSF)-

En muchas ocasiones nos encontramos trámites de extranjería, tales como reagrupaciones familiares o residencias de trabajo por cuenta ajena, en los que, tras haber tramitado un expediente en España, y haber sido concedido éste, solo queda el paso o trámite del Visado en el Consulado de España en origen, para que una vez estampado el mismo en el pasaporte, el extranjero pueda llegar a España.

Puede llegar a ocurrir el hecho de que, aunque en España se haya supervisado toda la documentación, y se le haya dado el visto bueno, una vez se realiza la solicitud de visado ante el Consulado, éste decide denegar el Visado por entender que no se cumplen los requisitos, incluso aunque acudamos con la carta de concesión desde España. En ocasiones porque entienden que el vínculo es falso o es por interés, caso de los matrimonios, y otras porque entienden que la oferta de trabajo es falsa tras una entrevista con el extranjero que viene a España y no conoce las condiciones exactas de trabajo.
La realidad es que por alguno de esos motivos se deniegan muchos visados. Es un gran filtro para el Gobierno español.
Recursos

Las resoluciones de los Consulados solo son recurribles con dos tipos de recursos, el primero es el Recurso Administrativo Potestativo de Revisión, y se presenta ante el mismo Consulado que ha denegado el Visado. El plazo para interponerlo es de un mes, y es opcional, podemos acudir directamente al segundo tipo de recurso si queremos, pero siempre es conveniente realizarlo si tenemos nuevos datos o nuevas pruebas que avalen nuestra posición. Este recurso será resuelto por el mismo Consulado que nos ha denegado el visado, y por ello es difícil que cambien de posición, salvo que tengamos nuevos elementos.

El segundo tipo de recurso, y al que se puede acudir directamente si se ha denegado el Visado, es el Recurso Contencioso Administrativo, es te tipo de recurso es judicial, quien va a resolver la situación es un Juez o varios, ya que en este caso el juzgado donde se debe interponer el recurso es el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Es Madrid e competente por que las decisiones de los Consulados son decisiones de un órgano central, no autonómico.

En ese sentido, este tipo de recurso judicial se debe interponer en el plazo de dos meses desde que se ha recibido la notificación de la denegación del visado, o en su caso, y si se ha interpuesto primero el recurso administrativo, dos meses desde que se resuelva éste último.

CONSULADOS COMPLICADOS

Ya de por si el hecho de tener que hacer la doble gestión del Visado ante cualquier Consulado supone un doble filtro para el Gobierno y una manera de supervisar el trámite por segunda vez. Aparte que, si se deniega el Visado a un extranjero que quiere entrar a España, después de habérsele concedido una residencia, muchos no recurren por el inconveniente que supone y por los costes que conlleva.

Sin embargo, no todos los Consulados son iguales, algunos Consulados en concreto son más exigentes que otros, y requieren más documentación de la habitual o intervienen con entrevistas muy abstractas y sin garantías que provocan finalmente la denegación del visado por uno u otro motivo. Consulados como el de Ecuador e incluso el de Marruecos, emiten en muchas ocasiones denegaciones de visados de un modo injusto, o incluso llegan a poner las trabas suficientes para que pasen los plazos de presentación pidiendo documentos innecesarios y que además generalmente ya se han aportado a la solicitud inicial en España.

RECURRIR

El hecho de recurrir las decisiones consulares implica tiempo y, en caso de llegar a la vía judicial, no solo tiempo, también dinero ya que en este caso es preciso abogado y procurador, y un juicio en Madrid no es lo mismo que un juicio en Palma.

Si la denegación de un Visado de residencia por trabajo o reagrupación familiar yo entiendo que sería conveniente recurrir hasta el final, para provocar que sea un juez el que decida si tenemos la razón o no. NO lo recurriría si entendiese que efectivamente existe alguna deficiencia en el proceso y sería mejor opción comenzar de nuevo el trámite ante extranjería, teniendo en esa segunda ocasión la certeza de que se cumplen con todos los requisitos.

Tampoco veo práctico, salvo que el interesado así lo vea, el hecho de recurrir las denegaciones de visados de turista o de estancia de 90 días, al menos no el recurso judicial, por los plazos de espera, por los costes y sobre todo porque la estancia en España es de 90 días, y generalmente son viajes para un espacio de tiempo muy concreto, que para cuando se haya resuelto el recurso judicial, y aunque nos hayan dado la razón, quizá el viaje ya no tenga sentido, eso lo deberá decidir cada uno.

Fdo. Igor Valiente Compartir esta noticia:    



Baleares Sin fronteras (+34) 971 720 860 (+34) 655 207 019