Biel Company: “Este gobierno de izquierda quiere el dinero del turismo, pero no quiere a los turistas”

13/05/2019

Por Álex Pomar y Juan Pablo Blanco

En la legislatura de 2011 a 2015 de José Ramón Bauzá se desempeñó como Conseller de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio. Hoy por hoy es la ficha clave del Partido Popular que aspira a ser el próximo, Presidente de esta Comunidad Autónoma.

Este hombre graduado en ciencias empresariales de la UIB, que desde el 2017 preside a los populares de Baleares, reconoce el descalabro de su partido en las recientes elecciones para Presidente de Gobierno, sin embargo, en medio de las dificultades confía en una remontada el próximo 26 de mayo.
Baleares Sin Fronteras estuvo en la sede del Partido Popular de Palma haciendo eco de sus propuestas de campaña electoral.

Dentro de sus frases llamativas respecto a los actuales gobernantes del Pacto de esta comunidad autónoma lo tiene claro: Dice que la izquierda en general no sabe gestionar, ni invertir. Solo habla de ideologías, esa es la moda. Se aparca la gestión porque se la pasan discutiendo todo el tiempo sobre ´si tú eres más español que yo, o sobre si aquel es más extremista que el otro´. No se habla de la gestión, poco se menciona del acceso a la vivienda, nada se escucha de las dificultades para conseguir trabajo. ¿Qué ley ha hecho la señora Armengol para intentar que la economía funcione bien en nuestra Comunidad Autónoma?”
Baleares Sin Fronteras: ¿se pueden extrapolar los resultados de las generales a las autonómicas?

Biel Company: Evidentemente nos puede afectar de alguna forma, pero también la lectura es positiva, arrancamos de la peor forma y se puede remontar. En esta vida se dan muchas circunstancias en las que se batalla y se deben superar los obstáculos para repuntar en los resultados y ser la opción de gobierno en Baleares.

BSF: ¿aún se siguen preguntando las causas de la estrepitosa perdida de escaños en Madrid?
B.C: Son varias causas, entre ellas que el centro derecha en España se ha divido desde hace algunos años, y esta vez ya se ha divido en tres bloques, es una moda que ha llegado para quedarse. Tenemos que batallar contra partidos de centro derecha que son nuevos, no tienen historia, me atrevería a decir que son vírgenes y pueden decir lo que quieran, prometen cosas que no hacen. En el caso del Partido Popular ha hecho muchas cosas bien a lo largo de la historia de la democracia, pero debemos admitir que hay personas que han defraudado a nuestro partido.

BSF: ¿cómo se vio desde un comienzo unas elecciones generales respecto a unas regionales con tan solo un mes de diferencia?
B.C: Sin ninguna duda se hizo con mala intención por parte de Pedro Sánchez, quién tenía problemas internos con los suyos. Convocó elecciones generales sabiendo que las autonómicas ya tenían fecha fijada, y las adelantó para obligar a los suyos a trabajar para él. Posteriormente diseñó una estrategia que le ha dado sus frutos activando a la izquierda con mensajes de miedo por la irrupción de algunos nuevos partidos. A la izquierda le gusta el enfrentamiento, generar grandes titulares y hacer muchos postureos.

BSF: ¿de qué propuestas globales puede hablar para convencer a ese electorado indeciso y asegurar a los votantes fieles?
B.C: vamos a enfocar las propuestas orientadas a la problemática social de la gente. Llevamos un gobierno de izquierdas con más de cuatro mil millones de euros en relación a la legislatura pasada y esto no se ha notado. Cada día hay más atascos, la movilidad está muy mal, las listas de espera en la sanidad se incrementan, Palma es una ciudad sucia que da asco.

BSF: Mucho se ha criticado desde la oposición el concepto del modelo turístico del actual gobierno ¿Qué opina a poco de terminar la legislatura?
B.C: Este gobierno de izquierda quiere el dinero del turismo, pero no quiere a los turistas. Nosotros queremos un turismo de calidad, abogamos por potenciar este sector que es uno de los motores principales que mueve nuestra economía. De la misma forma, recuperaremos una disposición adicional que pusimos en la Ley de Turismo de nuestra legislatura anterior, que dicho sea, permitió que los hoteles se renovarán, es decir tener una muy buen planta hotelera. Sin embargo faltan muchos por renovar, y en esa línea, pretendemos ofrecer los instrumentos para que los hoteleros los sigan arreglando. Esto, además, genera inversión y abre nuevos empleos a los albañiles, fontaneros, electricistas, carpinteros, entre otros trabajadores de los servicios generales.

BSF: ¿Qué recuerda de ese mismo modelo aplicado durante la legislatura de conseller?
B.C: En nuestro mandato se desembolsó 1500 millones de euros destinados a convertir hoteles de tres a cinco estrellas. La experiencia fue muy positiva. No solo se incrementó valor añadido de los hoteles en su prestación de servicios de calidad e infraestructura, sino que también aumentó el empleo al requerirse más cantidad de trabajadores precisamente por la propia exigencia del cambio.

BSF: Usted estuvo al frente de la Conselleria de Agricultura. Lo he escuchado suspender la gestión de este Govern en este sector de producción…
G.C: La agricultura se confunde a veces con historia y cultura ancestral. Este gobierno ha perjudicado a la agricultura profesional de las Islas. Le ha puesto trabas continuamente abogando por una cultura de folclore que es lo que en definitiva a ellos les gusta. Nosotros tenemos que trabajar por los agricultores para que reciban en plazo las ayudas de la Unión Europea. La señora Armengol les está pagando con dos años de retraso, algo inexplicable ya lo hizo la anterior legislatura del Pacto de Progreso.

BSF: ¿Y qué propone al respecto?
B.C: Las ayudas de la UE se tienen que cobrar en treinta días una vez justificada la inversión por parte de los agricultores y eso haríamos en el caso de que gobernaremos. A los agricultores los tratan como ciudadanos de segunda. Ellos hoy por hoy me dicen que regrese, cuando yo estaba en la conselleria les pagaba puntualmente. Vale recordar que el Pacto de Progreso de hace dos legislaturas se retrasó un año en pagarles 25 millones de euros de las ayudas que se les adeudaba, algo completamente inexplicable.

BSF: ¿Pese a ser competencias del gobierno central, qué piensa del tema inmigración en el lente de atención durante estas campañas electorales?
B.C: Cómo usted lo dice es un tema de competencia estatal y de Unión Europea. Mi posicionamiento es claro, somos un país receptivo de mano de obra inmigrante. Lo que queremos es que sea regulada y no ilegal. Es triste la situación de la gente abocada a huir de sus lugares de origen, no negamos que debamos ser solidarios, pero también es claro que hay una gran cantidad de mafias que juegan con el dolor de estas personas. Pero en resumen, la inmigración debe ser legal, ordenada y con papeles para facilitar la convivencia. Compartir esta noticia:    



Baleares Sin fronteras (+34) 971 720 860 (+34) 655 207 019