Fincas Fiol: la inmobiliaria que no vende casas, cambia vidas


29/09/2020


Redacción BSF

La inmobiliaria Fincas Fiol es una agencia con más de 20 años de experiencia dedicada a ofrecer un servicio personalizado a todas aquellas personas que quieren vender su casa. Formada por un equipo de especialistas en el sector inmobiliario, Fincas Fiol presta un asesoramiento integral a los propietarios de viviendas, acompañándoles en todo el proceso.

Hablamos con Roberto Fluxá, fundador de la inmobiliaria, y cuya dilatada experiencia ha situado Fincas Fiol a la vanguardia del sector inmobiliario balear.


BSF: ¿Cómo describe el escenario actual en el sector inmobiliario de Baleares?

R.F:
Vivimos tiempos de incertidumbre y en un contexto como el actual vender una casa no es tarea fácil, lo que hace que contar con un buen agente inmobiliario sea más necesario que nunca. En Fincas Fiol aprendimos mucho de la pasada crisis económica del 2008, y sabemos que la clave está en prestar un asesoramiento adecuado a los propietarios que deseen vender su vivienda.

BSF: Todos los negocios se resienten durante una crisis como la actual, llegando incluso a echar el cierre. En su agencia inmobiliaria, sin embargo, ha sucedido todo lo contrario. ¿Cuál es la clave del éxito de Fincas Fiol?

R.F:
Prestamos un servicio personalizado para ayudar a los propietarios a vender su casa de forma rápida, segura y al mejor precio. Tenemos una metodología basada en hacer una valoración de la propiedad, elaborar un estudio de mercado y realizar un plan de marketing personalizado para cada vivienda. Además, contamos con la colaboración de otras 40 agencias inmobiliarias que publicitan el inmueble, multiplicando las posibilidades de dar con el comprador ideal, mientras que el propietario goza de la comodidad de tener a un solo agente de Fincas Fiol como persona de contacto.

Entre las muchas ventajas de nuestro sistema en la actual situación sanitaria, está la de la seguridad: aunque la vivienda se publicite a través de nuestras 40 agencias colaboradoras, las visitas serán coordinadas siempre por un mismo miembro de nuestro equipo, formado y capacitado para tomar todas las precauciones necesarias.

La clave de nuestro éxito, al fin y al cabo, reside en que somos un equipo humano, muy formado, con una amplia experiencia en el sector y con una gran capacidad para adaptarse a las circunstancias.

BSF: ¿Cómo convertirse en un referente del sector inmobiliario en estos tiempos tan convulsos?

R.F:
Se consigue gracias al trabajo y la experiencia acumulada durante estos últimos 23 años desde que se fundó Fincas Fiol.

Somos un equipo con vocación de servicio, que trabaja en exclusiva para el propietario que desea vender su casa, y siempre depositamos todo nuestro entusiasmo para que logre venderla de forma rápida y al mejor precio. Al final, lo que sitúa un negocio a la vanguardia de su sector no es otra cosa que tener a sus clientes satisfechos, y esa es nuestra prioridad.

BSF: Se dice que en tiempos de crisis, el precio de la vivienda se desploma. ¿Qué vaticina al respecto?

R.F:
Cualquier mercado se resiente en tiempos de crisis y el inmobiliario es uno de los mercados donde más se nota.

El descenso en la demanda provoca una bajada inevitable de los precios, porque las personas que quieren vender su propiedad toman conciencia de que los posibles compradores tampoco pasan por un buen momento financiero. Lo que todavía es una incógnita es cuánto pueden acabar bajando los precios de la vivienda, porque tampoco sabemos cuánto tiempo va a durar esta pandemia y qué efectos tendrá en el sector laboral.

Por el momento es difícil saber si el próximo verano la temporada turística en Baleares discurrirá con normalidad, aumentando las posibilidades de obtener ciertos ahorros a las personas que deseen comprar una casa. Lo único que sabemos es que el mercado inmobiliario tiende a la baja, hay menos clientes compradores con acceso a un préstamo hipotecario y, por consiguiente, la demanda se reduce, provocando un descenso de los precios. Por ello siempre animamos a los propietarios que están pensando en vender su casa a que lo hagan antes de que el valor de su vivienda siga bajando.

BSF: ¿Por qué acudir a Fincas Fiol en época de crisis?

R.F:
Trabajamos para el vendedor que confía en nosotros. Tenemos una trayectoria de 23 años en el sector inmobiliario, y durante la crisis del 2008 servimos de mucha ayuda a aquellos propietarios que querían vender su casa en un contexto económico complicado. Cuando la coyuntura del mercado es compleja, nuestra experiencia y dedicación son grandes garantías para quienes necesitan vender su casa al mejor precio.

BSF: La agencia tiene un lema llamativo que utiliza en todas sus campañas de marketing: “En Fincas Fiol no vendemos casas, cambiamos vidas”. ¿Cómo describe la frase?

R.F:
Efectivamente, es así. Muchas inmobiliarias no toman como prioridad a la persona que quiere vender su vivienda, sino a la vivienda en sí. Nosotros nos encargamos de facilitar a los vendedores el complejo proceso de vender su casa, prestándole un asesoramiento integral y acompañándoles en todo el proceso de venta. Realmente el que vende es el propietario, nosotros somos los intermediarios, y nuestro trabajo consiste en mejorar las vidas de quienes nos confían la venta de su casa.

BSF. ¿Qué radiografía social hace de lo que se nos avecina?

R.F:
Es triste. Me preocupa la actual generación, ya que ha pasado por dos crisis muy fuertes. En épocas de dificultad económica las familias suelen pasarlo mal, porque a la falta de liquidez se suma la incertidumbre y todo ello provoca depresiones derivadas del tremendo desgaste que implica pasar por momentos complicados. En la pasada crisis de 2008 nadie imaginaba que los bancos pudieran ser capaces de ofertar sus propiedades a un precio inferior al 50% de su valor real de mercado, perjudicando a los particulares que querían vender su casa. Y lo peor fue que, además, muchos de los posibles compradores perdieron su trabajo, dificultándoles el acceso a una hipoteca. La situación de aquellos años se convirtió en un callejón sin salida.

Actualmente estamos en un contexto de mucha incertidumbre, ya que al inicio del año nadie podía imaginar que meses más tarde una pandemia global paralizaría el mundo. Tan solo espero que esta situación no se prolongue tanto como en la crisis anterior y que pronto podamos encontrar una vacuna que nos permita volver a la auténtica normalidad.

BSF: No podía dejar de preguntarle por uno de los temas polémicos del momento: la ocupación ilegal. ¿Qué opinión le merece?

R.F:
La ocupación ilegal es un problema que preocupa a toda la población, porque provoca una enorme inseguridad jurídica a los propietarios de casas y también a los inversores, nacionales y extranjeros, que quieren invertir en la compra de viviendas. La última iniciativa del Gobierno propuesta tiempo atrás para agilizar los desahucios en las viviendas ocupadas no está bien planteada, y la sociedad demanda una respuesta urgente y firme a este problema, que no sólo ocasiona un perjuicio a los propietarios de la casa ocupada, sino también a toda la comunidad de vecinos del edificio.

BSF: Para aquellos lectores que estén pensando en ponerse en manos de Fincas Fiol para vender su vivienda, ¿cómo podrían hacerlo?

R.F:
Pueden informarse sobre todos nuestros servicios a través de nuestra página web www.fincasfiol.com o llamándonos al 971 755 220, aunque a nosotros nos gusta ofrecer un trato más personal y directo. Por ello, aprovecho para invitar a todos los propietarios que estén pensando en vender su casa a que visiten nuestras oficinas en Palma, en la calle Francesc Suau, nº 20 y nos conozcamos personalmente. En Fincas Fiol, no solo venderán su casa. También cambiarán su vida.






Baleares Sin fronteras (+34) 971 720 860 (+34) 655 207 019